Sobre los beneficios del istighfar (Pedir perdon a Dios)

05 Apr, 2015

Se tiene relatado que en cierta ocasión el Imam Ahmad ibn Hanbal visito una ciudad donde a pesar de que era conocido por su conocimiento y sus enseñanzas la mayoría de las personas en esa ciudad no lo conocían físicamente por lo que podía caminar por las calles de la ciudad sin ser reconocido.
Al llegar la noche se dirigió a una mezquita para poder pasar la noche allí ya que no tenia donde quedarse el cuidador de la mezquita al ver que había alguien adentro fue y le dijo que se marchara que no podía quedarse allí, el Imam le dijo que esa era la casa de Allah que tenía derecho a quedarse allí entonces el cuidador se enojo y sacó al Imam Ahmad a empujones de la mezquita y le dijo que se fuera que no se iba a quedar allí.

A pesar de que el Imam podría haber usado su nombre para ganar respeto por humildad no lo hizo ya que él no se consideraba mejor que nadie, al contrario lo que hizo fue sentarse en la acera que quedaba al frente de la mezquita para pasar la noche allí sentado unos momentos después volvió a salir el cuidador y al verlo sentado en la acera al frente de la mezquita le dijo de forma muy grosera que se fuera que no lo quería ver allí. El Imam Ahmad le dijo que ya estaba fuera de la mezquita que no tenía nada de malo sentarse aquí afuera pero el cuidador parecía no entender nada lo tomo de los pies y lo arrastro por la calle hasta tirarlo al frente de la puerta de la casa de un hombre que se dedicaba a hacer pan, al ver el panadero esa situación ayudó al Imam Ahmad a levantarse y le ofreció su casa para pasar la noche.
El panadero como la mayoría de las personas no conocía al Imam Ahmad físicamente por lo cual no sabía a quién tenía en su casa.

Después de darle alimento al Imam Ahmad el panadero le ofreció un lugar para dormir pero el Imam Ahmad decidió acompañarlo un rato mientras el panadero preparaba la masa del día siguiente el panadero mientras amasaba la masa no dejaba de repetir frases como: Subhana Allah (Alabado sea Allah) , Allah Akbar (Allah es el más grande), Alhamdulillah (las alabanzas son para Allah), La ilaha illa Allah(No hay mas dios sino Allah) (Astaghfiar ALlah) (Pido perdon a Allah) entre otras el Imam Ahmad al ver esto se sorprendió y se alegró por la fe que tenia este panadero se acerco y le dijo: Veo que tu lengua no descansa en adorar a Allah, el panadero le respondió
yo recuerdo mucho Allah y a cambio de esto Allah responde a todas mis suplicas pero hace mucho tiempo que estoy pidiéndole algo a Allah que no me lo ha concedido por eso aumento mucho mis suplicas para que así Allah responda a lo que le pido.
El Imam Ahmad sorprendido le pregunto qué era eso que Allah aun no le concedía, el panadero respondió: Se que hay un sabio muy famoso que se llama Ahmad ibn Hanbal mi deseo es poder algún día conocerlo para poder aprender de él.
El imam Ahmad al escuchar eso se puso a llorar y le dijo: ¡Allah no solo ha respondido tu suplica, sino que hizo que te trajeran a Ahmad ibn Hanbal arrastrado por los pies hasta la puerta de tu casa! los dos se abrazaron y agradecieron a Allah por sus bendiciones

About the author

Related Posts

Leave a reply

css.php
%d bloggers like this: